De protocolos


Al leer la noticia sobre la detención de Bob Dylan me indigné, no por Bob Dylan , no, sino por mí.

He esperado un tiempo para leer algún comentario sobre el suceso, pero no lo encontré hasta hoy. Llatzer Moix lo comenta en Cosas de Dylan .

En un mundo en manos de imbéciles funcionales puede ocurrir cualquier cosa, incluso ser detenido por pasear o deambular, sin meterte con nadie, ni molestar.

A cualquier imbécil que le suministren una gorra y un protocolo de actuación, se convierte en un peligro público para la ciudadanía que tiene conciencia de su libertad. Los analfabetos funcionales nunca dudan o se hacen preguntas: aplican textualmente el protocolo establecido para el caso.

Conozco a muchos imbéciles de protocolo inamovible. Cuando se quitan la gorra siguen funcionando con las certezas de sus convicciones protocolarias.

El suceso de Dylan ha de recordarnos, a la gente anónima, que, ser sincero, honesto, paseante, estudioso, despeinado, desarreglado, feo, pobre, bajito, viejo … es sospechoso y motivo de detención.

Rue_Mouffetard_3_by_SUDOR

One Comment Add yours

  1. dniegbrie escrigué:

    Crec que el sentiment que mes resalta en aquest text es de impotencia per no poder fer res contra moltes persones que te juzgan sense motiu algu.
    Y el que bol dir aquest text es que a tot el món pot pasar aquestes coses.

Deixa un comentari

Please log in using one of these methods to post your comment:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s